• Dr. Ruth Marí Calderón

¡Mi Norte: Solo lo que Dios opine de mi!

Permanece donde Dios te ha llamado, no se turbe tu corazón ni tengas miedo, no corras a tu propia opinión para buscar ayuda en tiempo de necesidad, ya sea emocional, financiera o de cualquier tipo, únicamente mantente en dependencia total a Dios y su abundante favor y gracia.


Permanece donde Dios te ha llamado, no se turbe tu corazón ni tengas miedo, no corras a tu propia opinión para buscar ayuda en tiempo de necesidad, ya sea emocional, financiera o de cualquier tipo, únicamente mantente en dependencia total a Dios y su abundante favor y gracia. El mismo Dios que abrió el mar rojo, destruyó murallas, envió fuego, multiplicó panes y peces, sanó multitudes, etc. y conoce todo lo que existe; está contigo, por tanto, hará que florezcas aun en tiempo de crisis. Recuerda, el cumplimiento de sus promesas no se fundamenta en ti, sino en El. Dios espera de nosotros una contestación. La única forma de responderle es con LA FE, créelo.

“Porque la promesa dada a Abraham y a su descendencia en cuanto a que recibiría el mundo como herencia, no le fue dada por la ley sino por la justicia que se basa en LA FE.” Romanos 4:13

Dios es un Dios de generaciones, de pactos y cumple sus promesas. Cuando El hace un juramento es para siempre. Él es la fuente de todo, y él es el contentamiento de todo. El nos dio el nuevo deseo, y Él es el nuevo deseo.

Dios preparó a José con su familia, fue vendido por sus propios hermanos, su preparación con los de su propia casa fue por una razón. A través de lo que vivió se hizo lo suficientemente fuerte para luego poder enfrentar al impío gobernante de poderío y imperio. Gózate cuando te ataquen los de adentro porque llegará el día que cuando sean los de afuera estarás como PEZ en el AGUA, créele a Dios.

No des lugar a la duda en tu corazón. No permitas que las situaciones difíciles que te presenta la vida dañen tu fe en Dios.

Nunca debes llegar a pensar que tu Salvador duerme cuando estás en apuros, porque jamás duerme el que te guarda. Medita en su palabra y no olvides que para el que cree todo le es posible. Aprendí que MI VOZ CUENTA y MI Persona tiene valor, mucho VALOR. Cuando el enemigo usa al prójimo (otro ser humano) para derribarte es porque es el momento oportuno para saber cuanto VALES, su desesperación por derribarte es porque él sabe que TÚ VOZ CUENTA que TÚ ESPÍRITU MARCA y TUS EMOCIONES TRANSFORMAN, (Llenas del Espíritu Santo).

No te pierdas la oportunidad de IMPACTAR a otros - venciendo el mal con el bien.

Te repito: TÚ VOZ CUENTA TU ESPÍRITU MARCA TUS EMOCIONES TRANSFORMAN, llenos del Espíritu Santo. Como hijos de Dios, uno de nuestros retos en nuestro andar diario, es la tentación de recurrir a nuestras propias fuerzas en lugar de volvernos a Dios.

Cada uno de nosotros debemos entender que estamos en una guerra espiritual y nuestra mente es el campo de batalla.


En Efesios 6:12 leemos: “Porque no tenemos lucha contra sangre y carne, sino contra principados, contra potestades, contra los gobernadores de las tinieblas de este siglo, contra huestes espirituales de maldad en las regiones celestes”.

Vivir como a Dios le agrada, le da la gloria a Él, que sin dudas se la merece. La obediencia es el camino que nos lleva a una vida victoriosa.

Las herramientas para la batalla Dios nos las dio, vivamos para Él, por tanto amor que hemos recibido de nuestro Gran Padre Celestial.


87 vistas

CONTACTO

©2020 Dr. Ruth Marí Calderón. Todos los derechos Reservados. Diseñado por Marcos Fernández de Musa Digital
  • Facebook
  • Instagram
  • YouTube